Blog

Novela más allá del caso



 

No somos flacas mujeres es la segunda novela de Miguel Ángel Márquez. La primera fue Berlín/Sevilla: Punto de fuga (Renacimiento – Espuela de Plata, 2013). A primera vista, se trata de dos novelas muy distintas. La primera está ambientada en la Sevilla del siglo XX, con una sorprendente conexión alemana. La segunda está ambientada en la Castilla —sobre todo, Valladolid— de principios del siglo XVII. Para una lectura común se trataría de una novela histórica, algo que no se diría de la primera. Sin embargo, ambas novelas tienen un alma común. Son dos novelas gemelas, cada una con su propio carácter. Bien podrían formar una trilogía si se les une una nueva entrega.

Antes de indagar en las peculiaridades de esa alma común conviene que nos detengamos en sus cualidades novelísticas. Es Márquez un novelista tenaz. Sus tramas atrapan al lector en una red de conexiones y de giros sorprendentes. Ortega hubiera dicho que es un novelista hermético, por esa capacidad de enganche. Leyendo sus obras nadie diría que solo ha escrito esas dos (ha publicado al menos un poemario). Sus giros sorprenden, precisamente porque la narración no parece demandar sorpresas. Y, sin embargo, nunca son caprichosos sino producto de las condiciones históricas en las que se desenvuelven los personajes. Sus símbolos son certeros y aparecen en los momentos precisos para anticipar o explicar esos giros. Su erudición rehúye cualquier asomo de pedantería o convencionalidad. Viene exigida por la trama y es de primera mano. En suma, este autor es un ingeniero en el doble sentido que admite ese término: el de la precisión industrial y en el ya perdido de poseedor de ingenio. Sus novelas bien darían para construir sólidas series televisivas. Especialmente esta, de título cervantino: No somos flacas mujeres.

“El núcleo de esta novela es un caso: el caso de los amores de dos mujeres, Inés de Santa Cruz y Catalina de Ledesma”

Precisamente ese título es uno de los símbolos claves, si no la clave de esta novela. Está tomado de “La novela del curioso impertinente” cervantina. Pero en Cervantes dice justo lo contrario: “Mira, señora, que somos flacas mujeres”. Ahora da la réplica a esos personajes cervantinos. El núcleo de esta novela es un caso: el caso de los amores de dos mujeres, Inés de Santa Cruz y Catalina de Ledesma, que fueron procesadas y condenadas a muerte por el escándalo que provocaban sus relaciones contra natura (también “El curioso impertinente” es un caso, con trasfondo novelístico, el de los celos). Márquez toma estos personajes y su caso de un caso histórico, documentado en la edición anotada y prologada por Federico Garza Carvajal del manuscrito conservado en el Archivo de Simancas de la persecución y los procesos judiciales que sufrieron esas dos mujeres por razones de género. Ha novelizado ese caso. También Berlín/Sevilla se apoya en un caso, aunque allí el perfil del caso no sea tan rotundo como en esta ocasión. El caso, como género, es uno de los antecedentes del género novela. En la literatura española tenemos un ilustre precedente en el Lazarillo. Las novelas cómicas suelen fundarse en casos o absorberlos. Recuérdense la Vida de Esopo, el Satiricón de Petronio o El asno de oro de Apuleyo. El caso moderno tiene un cariz dramático, serio-cómico. No somos… ofrece un intenso perfil dramático, pero no carece de la dimensión cómica: el personaje central, Inés de Santa Cruz, precipita el drama a golpe de errores y excesos —ataques de celos, violencia, arrogancia—, trazas de la cultura humorística. Tiene una evolución: pasa de ser una respetada y respetable dama a ser un personaje antisocial, llevada por su pasión y las inhumanas condiciones que le impone su tiempo. En una epilogal “Nota del autor” este apunta otras dos obras que han acompañado al documento de Simancas en su trabajo: los Ensayos de Montaigne y el estudio sobre Rabelais y la cultura popular de Bajtín, las dos piezas esenciales para la aproximación al humorismo de esa época.

“Más trascendente es el entorno social: el papel de las mujeres en la sociedad cortesana y en ámbito popular en torno a 1600”

Esa evolución puede ser la pista que nos conduce al arte de novelar de Márquez. Ese arte consiste en hacer del caso otra cosa. En las dos novelas esa otra cosa es una novela biográfico-familiar. En esta forma novelística el relato de las vicisitudes familiares ofrece perspectivas históricas y da pie a la representación de un proceso educativo (en Berlín/Sevilla, de una investigación). El pequeño mundo familiar se presenta conectado con los movimientos de la historia política y social. Esa historia no es un simple decorado sino el demiurgo que dicta los destinos de los personajes. La vida de Catalina Ledesma está marcada por esos momentos: la llegada de la Corte a Valladolid es la causa de su detención y de su encuentro con Inés de Santa Cruz. Y la salida de la Corte de esta ciudad permite su reencuentro. Más trascendente es el entorno social: el papel de las mujeres en la sociedad cortesana y en ámbito popular en torno a 1600. También Berlín/Sevilla se basaba en esa relación entre la vida familiar, con sus quebrantos, y las tensiones políticas y sociales del siglo XX. En verdad, el género biográfico-familiar es, quizás, el gran género moderno. Domina las series televisivas, el cine y la novela, y se irradia a otros géneros que gravitan en torno a la novela. La razón de esta hegemonía hay que buscarla en la demanda actual de explicación de los destinos del mundo y la capacidad de este género para comprender las vicisitudes de la vida individual en el marco de las contradicciones de una época. Eso permite revelar momentos cruciales en la travesía del espíritu de la humanidad. Cuanto más relevantes son esos momentos, mayor es el interés y la trascendencia estética de esas obras biográfico familiares. Y no cabe duda que el papel de la mujer en la sociedad y la libertad sexual son cuestiones determinantes, pues el camino a la unificación de la humanidad exige la igualdad de derechos entre los sexos y la eliminación de cualquier vestigio de intolerancia o subordinación por razones de género.

 

https://www.zendalibros.com/author/luisbeltran/

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

You may use these HTML tags and attributes:

<a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <s> <strike> <strong>